jueves, 1 de abril de 2010

Primer sacerdote condenado por pederastia.

Según informa la Cadena Ser, Don José Poveda Sánchez, el sacerdote que se enamoró perdidamente y tomó sin permiso la mano de varios menores durante su servicio en Italia, ha sido condenado a la pena máxima para este tipo de faltas leves, dos años y un día sin TDT, y la firme promesa de prestarse a ser auxiliado por un confesor de la seguridad social, también llamado psiquiatra.

El órgano jurídico que ha dictado el auto, la Diócesis de Porto Santa Ruffina, ha encomendado su vigilia y cumplimiento a la también Diócesis de Getafe, donde el sacerdote solicitó prestar su santo ministerio por motivos familiares.

Preguntado por su nuevo destino, el sujeto ha declarado "bien, un poco pasaditos para mi gusto, pero bien" desde su nuevo puesto de Capellán de una residencia de ancianos.

Fuentes cercanas al Juzgado de la Diócesis de Porto Santa Ruffina han puntualizado que, a pesar y siendo conscientes de la extrema dureza de la sentencia, dos años pasan enseguida.

El Gobierno, por su parte, ha propuesto conmutar la pena por 5 años y un día privado de postre, ya que este desdichado imprevisto podría causar el incumplimiento de su compromiso electoral "En el 2010, todos con TDT".
Se ha producido un error en este gadget.